La Madre de los Beatles, “Llama cuando llegues”

Entrevista: María Hesse, Alfonso Barragán // Fotos: Miguel Jiménez

En Málaga hay una madre. Es La Madre de los Beatles. Y esa madre tiene unos hijos, Cristina Rosón, Antonio Rayego, Chiqui Chicano, Raissa Modesto y José Luengo. Esta madre es muy madre, no te hace croquetas pero casi, simplemente hay que picarla un poco y seguro que lo hace. La Madre de los Beatles […]

La Madre de los Beatles

En Málaga hay una madre. Es La Madre de los Beatles. Y esa madre tiene unos hijos, Cristina Rosón, Antonio Rayego, Chiqui Chicano, Raissa Modesto y José Luengo. Esta madre es muy madre, no te hace croquetas pero casi, simplemente hay que picarla un poco y seguro que lo hace. La Madre de los Beatles es un estudio, agencia de publicidad, o cómo quieran llamarse. Allí no se puede entrar si no es con un tupper lleno de sonrisas y buen humor. Pasarlo bien trabajando, esa es su premisa. Ser una familia, es su valor añadido. Ser una familia dentro del estudio y ser una familia para sus clientes. Amigos que trabajan juntos en una oficina que da envidia, situada en la calle Carretería, en el centro de Málaga. Bonita y luminosa, con un suelo y unos techos que son, como diría cualquier madre, “gloria bendita”. Pasen y lean y, sobre todo, llamen cuando lleguen.

¿Quién es la Madre de los Beatles?

Cristina: Empezamos el estudio en el 2008 Xavi Rubiras y yo. Habíamos trabajado en otros estudios y no nos gustaba todo lo que hacíamos. Siempre digo que fui a cortarme el pelo y me cambió la vida. Conocí a Xavi a través de su novio, que es peluquero. Fui a cortarme el pelo y él me dijo que su chico le había dicho “si encuentro una buena mujer, montaría con ella un negocio por mi cuenta”. Y yo pensé “soy una buena mujer”. Así que empezamos a trabajar juntos, se unió luego Antonio, Chiqui y Jose. La Madre surgió de la necesidad de hacer cosas diferentes, cosas que no podíamos hacer en los estudios para los que trabajábamos.

¿De dónde veníais cada uno? ¿Cuál es vuestra formación, diseño, ilustración..?

Cristina: Estudié Publicidad, hice un master en Marketing y había trabajado tanto para clientes como para agencia, tanto en Madrid como aquí en Málaga. El problema era que yo trabajando para una agencia me ocupaba de una parte muy pequeña del proceso y me parecía muy aburrido. A mí lo que me gusta es involucrarme en todo el proceso.

Antonio: Estudié en Málaga Comunicación Audiovisual, hice varios cursos y me especialicé en Diseño Gráfico, he trabajado diez años en agencias aquí en Málaga.

Chiqui: Yo estudié Ciencias Ambientales, luego hice Bellas Artes en Barcelona, oposité en Málaga y luego entré en la Escuela de Artes de San Telmo. Hice las practicas en La Madre de los Beatles y me quedé.

Jose: Yo estudiaba Electrónica Industrial, era un adolescente loco. No me gustaba y entré en la Escuela de Artes de San Telmo de aquí de Málaga. También soy el cantante del grupo Patada Voladora (cuña publicitaria).

Durante la entrevista nos acompañaron Cristina, Antonio, Chiqui y Jose. En La Madre de los Beatles también trabaja Raissa Modesto, periodista y Community Manager de La Madre que no pudo estar durante la charla.

La Madre de los Beatles

¿La Madre de los Beatles es una agencia de publicidad o un estudio de diseño?

Empezamos muy fuertes con el diseño pero, a partir de varios clientes, hemos ido creciendo y evolucionando dependiendo de las necesidades. Empezamos a hacer eventos y ahora hacemos de todo, desde programar conciertos y eventos a diseño web, redes sociales, campañas completas. Al final, hacemos todo lo que el cliente necesite.

Desde fuera hay la sensación de que Málaga tiene las pilas puestas en creatividad, diseño, arte. De hecho el Centro Pompidou tendrá una sede aquí.

Quizá desde hace unos 5 años ha habido un boom. Hubo un momento donde todo el mundo se fue fuera, a Madrid, Barcelona… y luego ha habido un momento en el que esa gente ha vuelto o está volviendo. Al final, la gente quiere vivir en su ciudad, y aquí se vive muy bien, así que se intenta hacer en la ciudad las cosas que a uno le gustan. No sé si aquí nos vendemos mejor o no. Como nosotros estamos inmersos en todo esto quizás no somos muy conscientes. Pero sí que es cierto que hay muchas cosas, de hecho hay semanas que son horribles, hay tantos eventos que cuesta decidir a cuál ir.

Pero aquí sí se nota más apoyo institucional.

Sí que hay apoyo. Todo el tema de las pintadas del barrio del Soho vienen de dinero público. Fondos europeos. Ha sido subvencionado. Lo que pasa es que Málaga no tiene un sello o una identidad tan marcada como pasa con Granada o Sevilla. No sé si es por la influencia del turismo o yo que sé. Málaga no tiene una identidad, parece que ha bebido de todo, en los 70 podías encontrarte en la playa a una mujer sueca con su bikini y al lado a una señora de pueblo. Aquí creo que la gente se ha inventado su estilo.

Siempre ha habido gente con ganas de hacer muchas cosas, aquí la frase era “debería haber, deberían montar”. De repente, ha empezado a haber algo de apoyo y esto se ha destapado. Además se crean sinergias. Se unen las ganas con el apoyo institucional. También hay mucha gente en plan do it yourself que no cuenta con apoyo y no paran de hacer cosas. Son más las ganas de hacer cosas que el apoyo que hay.

Ahora las instituciones han visto un filón en el arte, los conciertos, en el tema cultural que antes quizá no lo veían. Todo lo que programe la ciudad le suma a ellos, no todo es la Semana Santa y la Feria.

La Madre de los Beatles

Cuando uno piensa en una agencia de publicidad la cabeza se nos va a Barcelona o Madrid, ¿cómo es tener una agencia en Málaga?

Para empezar no sabemos si somos una agencia. Ninguno tiene un cargo definido, somos muy pequeños. Más bien somos un estudio donde hacemos las cosas de manera familiar, mucho más íntima. Lo que no nos gustaba era el modelo clásico de agencia. A nosotros nos gusta acompañar al cliente en todo el proceso. El cliente necesita esa figura un poco de madre que lo acompañe.

Para empezar los clientes no saben lo que quieren. Suelen pedirte algo concreto como una pagina web, o un flyer pero no se paran a pensar para qué lo necesitan. El primer paso que nosotros hacemos es entender la necesidad del cliente, si nos piden un flyer no le hacemos un flyer sino que hacemos de psicólogos y vemos sus verdaderas necesidades, porque a lo mejor lo que necesita es montar una tienda online y no necesita ese flyer.

¿Vuestros clientes son exclusivamente de Málaga o habéis traspasado fronteras?

Pues ahora tenemos clientes de Málaga y de Rusia. La verdad es que tenemos clientes que te necesitan de manera muy puntual y tenemos otros como Muelle Uno con el que llevamos trabajando 3 años y le hacemos de todo, desde redes sociales a eventos. También trabajamos con Dani García, cocinero 2 estrellas Michelín.

Y los rusos. El choque cultural es importante pero ahí estamos trabajando duro, sobre todo Chiqui con los textos, que parece la pobre como la escena de Lost in Traslation donde Bill Murray no se cree que la traducción sea tan larga (risas).

Al final lo que nos gusta es que los clientes que te dejen libertad, como nos pasa con Muelle Uno que a veces creemos que nos estamos pasando y ellos nos pican diciendo “no, no, metedle más”. Lo que no queremos hacer, en este caso, es algo típico de un centro comercial, no queremos hacer un “pintacaras” ni nada de eso. Por ejemplo, para los niños hacemos una cosa que se llama Cool Camp que son talleres para niños guays, talleres de ópera, de estampación, talleres de comic, talleres de tuneo de bicis, de todo.

La Madre de los Beatles

¿En esos talleres fue donde hicisteis la cata de polo-flag?

No, no. Eso fue en el estudio. Se nos estropeó el aire acondicionado en verano y a las 13:00h. hacíamos la parada del polo-flag. Todos decíamos que sabían a lo mismo, que si te tapabas los ojos todos sabían igual, así que se nos ocurrió hacer una cata a ciegas.

¿Sabes qué pasa? Que somos súper picones. Un día Chiqui trajo una tortilla, un tortillón mejor dicho, y ahí que nos picamos y acabamos buscando un peso y haciendo una porra a ver quién adivinaba cuánto pesaba la tortilla. Lo último que hicimos fue una apuesta a ver quién escribía bien la palabra kétchup.

Una de las cosas que transmitís desde el primer momento es el sentido del humor, el buen rollo.

La gente lo que quiere es pasárselo bien y nosotros intentamos conseguir eso. Este año La Noche en Blanco trataba sobre los cuentos, así que nosotros para Muelle Uno decidimos que los malos de los cuentos serían los protagonistas. Porque se nos ocurrió que los buenos no existirían si no estuviesen los malos. Así que colocamos a los malos de los cuentos y allí estuvo el Lobo enseñando a soplar para coger a los tres cerditos, también explicó cómo travestirse, la Bruja enseñaba cómo había que reírse. Las familias se lo pasaron en grande.

Además de que Jose es el cantante de Patada Voladora, tenéis bastante relación con la música.

A todos nos gusta la música. Lo primero que hicimos fue para El Pez Doble, Música contada. Consistía en que un artista contaba la música que le había influenciado en su vida. Pasó gente como Miqui Puig, Jota de Los Planetas, Leonor Watling. Ese formato nos encantaba y pudimos hacer el rediseño de la imagen, les hicimos la pagina web, etc.

En el estudio, en esa zona interior que habéis visto, también hemos hecho conciertos. Para el MaF (Málaga de Festival) que se trata de que antes del Festival de Cine de Málaga se hacen un montón de actividades relacionadas con el cine, el primer año que participamos, cogimos cortos de cine mudo español y les pusimos música con Paloma Peñarrubia de Las flores no lloran. Y el año pasado hicimos una cosa muy chula, con el padre de un amigo nuestro, que tendrá unos 70 años, muy fan de los Beatles. Él iba contando su vida en relación a la música y los Beatles y lo íbamos intercalando con canciones, basándonos en la película Magical Mystery Tour.

La Madre de los Beatles

Se deduce que os gustan los Beatles.

Pasa una cosa. No somos para nada fans de los Beatles (risas). El nombre viene de una película de los años 70, de Ivan Zulueta, que se llamaba 1, 2, 3 escondite inglés. En una escena de esa película, salía un falso anuncio donde una señora con una cuchara sopera decía “mmmm hola amigos soy la madre los Beatles, hoy no vengo a hablar del éxito de mis hijos…”. Nos gustaba y se lo pusimos.

En este mundo tan competitivo, ¿cuál es vuestro valor añadido?

Nuestro valor añadido, creemos que es el trato que tenemos con el cliente. El nombre viene de lo que explicábamos antes, de la película, pero también tiene mucho que ver con la filosofía de cómo llevamos la empresa. Somos muy madres, tratamos al cliente como si fuese un hijo, acompañamos al cliente en todo. Ese es nuestro valor añadido que tenemos. Ofrecemos familiaridad. A veces se establece, en la relación agencia-cliente, un muro muy frío en el que todo lo que tú me pidas va con una factura, esto está en el contrato, etc. Nosotros no, intentamos establecer una relación muy empática y llegamos a tener un conocimiento muy cercano de las personas que trabajan en el otro lado, y eso hace que acaben siendo amigos y casi de la familia. Eso hace que si un cliente te llama apurado porque necesita algo para el viernes, pues te partes el culo para sacarlo.

También intentamos tener esa relación no solo con los clientes sino con los proveedores. Los cuidamos igual de bien como si fueran de la familia para conseguir trabajar en un clima de confianza y equipo. Somos muy madres, somos muy de “llama cuando llegues”.

De hecho, en el estudio tenemos la premisa de que el día de tu cumpleaños no se trabaja. Es un coñazo trabajar el día de tu cumpleaños, así que ese día se libra. Intentamos ser bastante flexibles, no somos de madrugar ninguno (risas) pero a la hora de la verdad, cuando hay mucho curro, a nadie se le ocurre irse, echamos las horas que haga falta.

La Madre de los Beatles

¿Cuál ha sido vuestro mayor reto en estos años de andadura?

El punto de inflexión para ha nosotros ha sido Muelle Uno. Es verdad que La Madre ha tenido una filosofía de empresa muy marcada, pero el formato sí que cambió a partir de este cliente.

El reto durante este tiempo quizá ha sido el adaptarte a las circunstancias, pasar de ser dos personas a cinco, ir creciendo. Ahora La Madre no es como lo habíamos pensado al principio, tampoco sabemos lo que será dentro de unos años. Hemos evolucionado y el verdadero reto ha sido dejarlo evolucionar.

¿Hacia dónde os gustaría que fuera La Madre?

No sabemos ni lo que vamos a hacer mañana (risas). A corto plazo, muchas veces hablamos sobre el cliente que nos apetecería tener. Nos gustaría algo relacionado con el vino o algo relacionado con lo artesanal, madera, lo hecho a mano. Los manipulados nos encantan. Una vez tuvimos que hacer un manipulado, nada más empezar con la empresa, teníamos que meter 5000 monedas de chocolate en una bolsita.

La verdad es que hemos tenido varios manipulados importantes. Muchas veces con los manipulamos decimos “cuanto cobraría alguien por hacer esto que se lo pagamos” pero luego se crea un ambiente tan bueno en el estudio que compensa. El problema es que Cristina tiene una frase que es “esto lo hacemos en un salto”, luego vemos la montaña de objetos que hay en la mesa y… Es que un salto pueden ser dos días metiendo lápices de colores en una cajita (risas). Una vez tuvimos que poner gomillas a 5000 caretas para el Museo Thyssen, durante La Noche en Blanco de hace dos o tres años. Nos queríamos morir.

Al final, nos quisimos poner transcendentes con la pregunta sobre el futuro y como veis nos acabaron contando anécdotas y más anécdotas. La Madre es así, mucho trabajo y mucho sentido del humor. Larga vida a La Madre.

Por Alfonso Barragán y María Hesse // Fotos: Miguel Jiménez

Comentarios

comentarios

Tags: , , , , ,

No comments yet.

Leave a Reply

170213_4507_MariaPerezHeredia_MaasaiMagazine_MiguelJimenez

María Pérez Heredia: “Leer el Ulises y ver Las Kardashian no son excluyentes”

Tiene 22 años y dos novelas publicadas en las que, como ella misma advierte, no puede disimular su amor por […]

170331_8561_JoseOrtuno_bn_MaasaiMagazine

José Ortuño. Cineasta y polímata.

La polimatía (del griego πολυμαθία, el aprender mucho −de μανθάνω, aprender y πολύ mucho−) es la sabiduría que abarca conocimientos sobre campos diversos de la ciencia y/o las artes. José Ortuño en […]

170213_4613_FernandoAlda_MaasaiMagazine_MiguelJimenez

Fernando Alda. Diferente se nace

A una hora tan torera como las 5 de la tarde, llegamos al estudio de Fernando Alda, situado en una […]

_MG_9008-61_GabrielMoreno_MaasaiMagazine_MartaHuguet

Gabriel Moreno “Dibujar es el premio”

Es muy fácil enamorarse en el Metro, y eso que la luz no favorece a nadie… Pues a Gabriel Moreno […]

Entrevista a Esperanza Guardado, por Nuria Sánchez.

Esperanza Guardado. Actriz Realidad

Nada ha sido tan fácil como pensar en ella para esto. Estuvo claro desde el principio y salió sin ayuda. […]

maga-maasai-3527

Maga, el ciclo del amor hecho banda

De entrada, parece un buen plan: quedar un soleado mediodía de viernes en uno de los bares más castizos de […]